domingo, 8 de abril de 2007

Cartas de la persistencia

En un ejercicio de escritura masiva, el próximo 12 de abril los bogotanos podremos acudir a parques, bibliotecas, plazas de mercado y otros sitios de la ciudad para redactar cartas que serán exhibidas en lugares públicos y en medios de comunicación
Todos hemos escrito alguna vez una carta saludando a alguien, enviando noticias, expresando cariño, denunciando o haciendo un pedido. Y los colombianos podrán hacerlo de manera masiva para contarle a quien quieran cómo cultivan la persistencia para seguir viviendo en Colombia, a pesar de la adversidad.
Este será el lanzamiento de la convocatoria Cartas de la persistencia, abierta al público entre el 12 de abril y el 12 de julio de 2007. Se trata de una invitación a que todos los colombianos (los que viven dentro y fuera del país) le cuenten a alguien que ya no está, a quien está lejos, a un desconocido, a un familiar o a un amigo su victoria cotidiana y personal y la manera en que sacan fuerza para seguir viviendo a pesar de las situaciones adversas o los actos violentos.
La convocatoria es una iniciativa de la Biblioteca Luis Ángel Arango del Banco de la República, el Instituto Pensar de la Pontificia Universidad Javeriana y la Secretaría Distrital de Cultura, Recreación y Deporte de Bogotá, y será presentada al público el próximo 23 de abril en la Feria del Libro de Bogotá en el marco de la celebración de ‘Bogotá: capital mundial del libro 2007’.
Cartas de la persistencia se hará llegar a diferentes poblaciones del país. Las primeras cartas que se reciban serán exhibidas como presentación del proyecto en el marco del lanzamiento de ‘Bogotá: Capital Mundial del Libro’ en la Feria del Libro 2007.
Así mismo, todas las historias recolectadas formarán parte del archivo epistolar “cartas y conflicto” organizado por la Universidad Javeriana y de las colecciones de la Biblioteca Luis Ángel Arango.

Muchas de ellas se expondrán también en lugares públicos de todo el país, se leerán en periódicos y revistas y se escucharán en la radio, para que muchos otros colombianos puedan conocer las voces olvidadas de la historia de Colombia. Así que anímese a escribir y enviar su carta.

No hay comentarios.: